Juntos Contra el Aislamiento Digital

Juntos contra el aislamiento digital

Tal y como os aseguré en la última frase del artículo sobre las I Jornadas de Esalud en Asturias, el movimiento de Esalud está en marcha y tengo claro que quiero formar parte de su definición y desarrollo.

Y como podéis ver,  a veces los deseos se cumplen, así que recibí con mucha ilusión la invitación a participar en el Proyecto: Juntos Contra el aislamiento digital, impulsado por Menarini y encarnado en la figura de Mónica Moro (a la que ya tuve el gusto de escuchar en las jornadas). Este proyecto nace con la idea de facilitar a los ciudadanos (entendidos estos como personas, profesionales y entidades) un modelo de aplicación de iniciativas digitales en Esalud.

¿En qué consiste el proyecto?

Logo del proyecto

El corazón de este proyecto comenzó a tomar forma en una primera reunión celebrada en octubre en la ciudad de Barcelona con 10 profesionales representantes de colectivos relevantes en la salud en España y también «early adopters» del ámbito digital aplicado a la salud. Estos capitanes, denominados sherpas (de ahi el hashtag usado en Twitter #sherpas20) representan a: Sociedades Científicas, enfermería, fisioterapia, medicina, instituciones sanitarias, industria farmacéutica, comunicación, colectivo de pacientes, farmacia y «otros profesionales o grupo mixto».

Ya atendiendo a los colectivos representados, me parece importante destacar el total acierto de contar en este proyecto con la participación de representantes de los pacientes. Es bastante frecuente que los profesionales o las instituciones debatamos sobre salud o Esalud dejando a los destinatarios fuera de la discusión. También me parece que marca la diferencia contar con un grupo mixto de otros profesionales en principio «no sanitarios» (aunque eso no sea del todo cierto, como veréis).

A partir de ese día, el proyecto «Juntos contra el Aislamiento Digital» se estructuró contando con 40 «exploradores» de cada sector de representación, propuestos en grupos de 4 por cada uno de los sherpas . Todos fuimos convocados (sherpas y exploradores, 50 personas en total), a una «desconferencia» el 4 de noviembre en Madrid.

El grupo mixto

Cuando partí rumbo a Madrid  todo estaba envuelto en bastante misterio, tenía poca información previa y únicamente sabía que formaba parte del grupo mixto y algunas ideas vertidas en los mails de intercambio con nuestra sherpa, Esther Román y mis compañeros Paula Traver (documentalista en el Consorcio Hospitalario Provincial de Castellón), Iñaki González (Técnico de RRHH en Fundación Hospital Calahorra) y  Rafa Pardo (consultor sénior de eSalud).

Como véis, el grupo mixto del que formé parte contaba con diversos profesionales «no sanitarios» que podían tener algo que aportar al debate sobre la Esalud en España. Uso el término «no sanitarios» sin incluirme en esa definición, ya los psicólogos especialistas en psicología clínica somos facultativos especialistas capacitados para trabajar en el ámbito de la salud tanto pública como privada.

Foto del grupo mixto (sin Esther)

El grupo mixto sin nuestra sherpa

La «desconferencia»

Por fin llegó el día de la»desconferencia», denominada así porque rompe con el esquema tradicional de conferencia en la que el experto  imparte conocimientos a oyentes o «aprendices» menos expertos en la materia. En la desconferencia todos tomamos un papel activo, aportando nuestras ideas, conocimientos, valores y emociones para debatir y ayudar a definir aspectos relevantes en el movimiento Esalud como son: ¿Qué es el aislamiento digital? ¿Qué factores lo producen o lo potencian?, ¿cuál es el estado de la Esalud en España, y con respecto a Europa?. ¿Cuáles son los instrumentos relevantes para romper la brecha digital? y la elaboración de una hoja de ruta que guía la implantación de un proyecto de salud digital dentro de las instituciones, entre otras cuestiones.

Aquí podéis ver algunas fotos que ilustran la jornada, todas ellas sacadas de la actividad twittera de algunos de mis compañeros:

Con un ritmo dinámico y maratoniano, que fomentaba la participación y nos motivaba a exprimir nuestros cerebros al máximo, pasamos por diversos grupos en los que compartimos nuestras ideas sobre estas cuestiones y nos esforzamos por llegar a conclusiones comunes.
Y es que no sólo fue un día de duro trabajo, si no también de risas, charlas y encuentros con personas interesantes que a partir de ahora siguen presentes al otro lado de las redes sociales.

¿Y ahora, qué pasa con la Esalud en España?

Como podréis imaginar, el proyecto no se acabó en la desconferencia. «Juntos contra el aislamiento digital», al igual que el movimiento de Esalud en España, está en movimiento y en proceso de cambio y construcción activa. Los que llegamos como exploradores salimos ese día convertidos en sherpas y es nuestra labor como embajadores hacer partícipes al resto de los ciudadanos de los recursos que se vayan generando, con el objetivo de conseguir el «efecto bola de nieve» que tanto nos gusta a los psicólogos sistémicos: un pequeño cambio que se amplifica y da lugar en cambios mayores en el sistema. Pronto podré mostraros los documentos con las conclusiones y también los distintos pasos dentro de nuestra hoja de ruta.

Para mi fue un orgullo poder representar «informalmente» a los psicólogos clínicos en el proyecto (que sí somos profesionales de la salud) y poner voz en la definición de estos aspectos. Porque los psicólogos clínicos tenemos mucho que decir y valor que aportar en el rumbo de la Esalud en España. Yo ya me subí al tren y espero encontrarme, o persuadir para subir a algunos compañeros dispuestos a compartir viaje.

Stación LordShip Lane - Pissarro

El tren de la Esalud